22 ago. 2009

Gran arranque leproso

Newell's obtuvo un importante triunfo en su debut en el Apertura. Fue 1 a 0 sobre Independiente en cancha de Lanús, con gol de Juan Insaurralde. A pesar de los inconvenientes previos, como las ausencias de Schiavi y Peratta, el equipo de Sensini cumplió y cosechó sus primeros 3 puntos.
La primera mitad fue muy discreta. Si bien los rojinegros manejaron mejor la pelota, no contaron con la profundidad necesaria para generar situaciones de gol. Lo bueno fue que Newell’s siempre trató de hacer circular la pelota sin rifarla, jugando al pase seguro.
Por el otro lado, el Rojo no fue claro a la hora de atacar y la pelota pasó muy poco por los pies del Patito Rodríguez, el elegido por Gallego para manejar el juego de su equipo.
Hubo muy pocos remates al arco en la primera etapa. Apenas un disparo de Gandín que se fue alto y un remate de Núñez que Hilario despejó al corner.
A pesar de las ausencias en defensa, la Lepra no sufrió grandes sobresaltos. Caffa se mostró seguro y Machuca aprobó con su buena actuación.
La segunda parte arrancó mejor para Independiente, que arrinconó a los de Sensini durante los primeros 10 minutos. Fue cuando peor la pasó la visita, con el tiro de Tuzzio en el travesaño y la chilena del propio defensor que salió apenas desviada.
Pero después de eso, todo volvió a ser como en el primer tiempo. Newell’s comenzó a manejar la pelota, pero sin profundidad. La poca participación de Vangioni por izquierda, un Formica perdido en la cancha y Achucarro jugando en una posición que no le sentó cómoda, fueron seguramente algunos de los motivos por los cuales el conjunto del Parque no lastimaba. Y además, el debutante Núñez tuvo que retroceder en varias ocasiones a buscar la pelota que casi nunca le llegó en la zona del área.
Fue entonces que Sensini metió mano e hizo una variante que cambió la historia: sacó a Formica por Sánchez Prette. El ex Estudiantes se metió en el partido y consiguió darle más juego al mediocampo. Y a partir de ahí, se vio a un Newell’s más agresivo y con chances de llevarse el partido.
Luego llegó la jugada en que Núñez sacó un gran remate que Hilario despejó al tiro de esquina. Y de ese corner, vino el cabezazo de Insaurralde, que ya había avisado minutos antes con otro golpe de cabeza que se fue cerquita del palo. La Lepra se puso en ventaja sin lucirse, pero mostrando algo más que un pálido Independiente.
Nada pudo hacer el equipo del Tolo, que encima ya había sacado de la cancha al Patito Rodríguez, el único jugador que podía salirse del libreto y cambiar la historia.
Con una gran tarea de Bernardi y un despliegue enorme de Mateo, figura del partido, los rojinegros aguantaron y se llevaron 3 puntos que cotizan alto por ser los del debut. Y el Rojo, sólo sigue sumando más dudas y bronca a sus hinchas.



1 comentario:

Darilo dijo...

Jugando así, Newell's no va a llegar muy lejos. Más allá del buen trabajo de su doble cinco, sólo atinó a transcurrir el partido y facturó cuando anotó tras un corner.
Independiente tampoco jugó bien, pero fue el que hizo más por ganar y, como sucede a menudo, termina perdiendo por errores propios.